BUNDT CAKE DE AVENA Y NUECES con salsa de toffee

Este es por varios motivos uno de mi bizcochos preferidos para tomar a diario en el desayuno y os diré por qué; Es sabroso, de miga suelta y no resulta nada pesado, además necesita poquito rato de horno ya que se hace en apenas unos minutos, lo que hace de él un bizcocho ideal para cuando no disponemos de mucho tiempo y queremos disfrutar de un tierno, ligero y sabroso bizcocho. 
La salsa de toffee es totalmente prescindible, pero si debo deciros que en conjunción con las nueces, eleva el bizcocho a otra dimensión y es que no lo puedo evitar, por si solo resulta un bizcocho demasiado fit para mi, si no añado chocolate, toffee o cualquier otro ingrediente que resulte extra calórico no soy del todo feliz, jeje.

Molde utilizado: 
 Tipo Bundt Cake, de 25 cms.
  (Para un molde normal, consultar Apdo. Mis Apuntes)

INGREDIENTES:
Del bizcocho:
100 g de harina de repostería
100 g de azúcar moreno
100 g de aceite de girasol
3 huevos L
50 g de nueces nacionales o pecanas 
10 g de levadura química en polvo
1 Cdta. de canela
70 g de copos de avena

copos-de-avena

Para la cobertura de toffee:
115 g de nata líquida para montar, 35% M.g.
80 g de azúcar
45 g de mantequilla


ELABORACION:
Del bizcocho:
  • Engrasar el molde con mantequilla y espolvorear con harina o bien pulverizar con spray antiadherente.
  • Precalentar el horno a 180º
  • En un bol a parte, tamizar la harina, la levadura y la canela y añadir la avena, mezclar y reservar.
  • Introducir en el bol de la batidora los huevos junto con el azúcar y batir con las varillas hasta espumar.
  • Ir añadiendo el aceite progresivamente sin dejar de batir hasta que esté bien integrado.
  • Incorporar la mezcla de harina, levadura, canela y avena y mezclar lo justo hasta integrar.
  • Por último, añadir las nueces troceadas y terminar de mezclar bien.
  • Hornear a 180º, horno arriba y abajo, durante aproximadamente 20-25 minutos, o hasta que al introducir un palillo este salga limpio. (El molde que utilicé para este bizcocho es muy ligero y pesa bien poco,  tened en cuenta que si utilizáis un molde de Bundt de los de Nordic Ware, que son mucho más gruesos y pesados, con toda probabilidad el tiempo de horno sea superior al indicado en la receta).
  • Sacar del horno, poner sobre una rejilla y no desmoldar hasta pasados unos 10 minutos. Transcurrido el tiempo, desmoldar y dejar enfriar completamente sobre la rejilla.


De la salsa de toffee:
  • Calentar la nata en el microondas sin que llegue a hervir.
  • Poner el azúcar en un cazo a fuego lento y remover con un utensilio no metálico, por ejemplo una cuchara de madera, hasta conseguir que éste se disuelva y adquiera un tono dorado.
  • Cuando se haya formado el caramelo y no queden restos de azúcar, retirar del fuego, añadir la nata y remover, Atención!!! Leer recomendaciones en el Apdo. Mis apuntes.
  • Añadir la mantequilla y volver a llevar a fuego suave hasta que todos los ingredientes se hayan integrado.
  • Retirar del fuego y dejar que pierda temperatura hasta que adquiera la textura adecuada. Tener en cuenta que cuanto más enfría el toffee más denso se vuelve.



Mis Apuntes
A mi personalmente me encantó notar los copos de avena en el bizcocho, pero si no os entusiasma la idea, podéis moler los copos con un procesador de alimentos.  
Bien tapadito con film transparente, se conserva estupendamente durante varios días.     
Con las cantidades que os he puesto, podéis utilizar un molde normal (sin agujero) de unos 15 ó 18 cms. pero que sea bien alto y hornear entre 40-45 minutos.
No hay vez que prepare toffee casero que éste no me cristalice al añadirle la nata y eso que he probado de todo... A no mover el azúcar hasta que se disuelva, utilizar utensilios no metálicos, calentar la nata para que no se produzca un contraste térmico, etc... Y os cuento esto para que no os alarméis si esto os sucede, simplemente continuar removiendo sin parar hasta que se haya disuelto por completo, paciencia!! No hay otra... Bueno, si! Hay gente que le añade agua, por lo visto de este modo no cristaliza, algún día lo probaré, aunque no me entusiasma la idea, es como si al hacerlo fuera a perder sabor, tonterías mías, seguro.. Ah! Y recordar fundir el azúcar a fuego bajo y os digo esto por que yo ya he quemado un par de veces el caramelo por ansiosa, lo notaréis por el olor y por que adquiere un sabor amargo de lo más desagradable.

4 comentarios:

  1. ¡¡Hola Mar!! ¡¡Me apunto a tu desayuno!! Además, justo has utilizado los copos de avena de la misma marca que desayuno yo, y me ha gustado mucho más dentro de este rico bundt cake que desde mi vaso de leche, ja, ja. Por cierto, yo soy como tú, si algo de repostería es muy fit, ¡¡hay que ponerle chispa!! Y tú se la has puesto con esa salsa que quita el sentido. Por cierto, me ocurre lo mismo, siempre cristaliza, es verdad que unas veces, sólo se me queda un pegote en la cuchara, y otra pienso que me arranco los pelos de ver tanto grumo en ella. Pero como dices, paciencia y más paciencia, que al final, todo vuelve a su sitio, lo que pasa, es que entonces se me queda bastante oscurita (aunque igual de rica), y veo la tuya, tan clarita y muero de envidia. ¡¡Cómo me relamo cada vez que vengo a verte, ja, ja!! Besitos.

    ResponderEliminar
  2. el bizcocho me encanta: la miga se ve buenísima de verdad, però esa salsa toffee se ve realmente adictiva

    ResponderEliminar
  3. Anónimo8/11/19 7:22

    Prueba a echar unas gitas de limón (poco para no dar sabor) con el agua en el momento de hacer el caramelo y... ¡No cristalizará!
    Saludos
    Silvi

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Anónimo8/11/19 8:10

      Gracias x tu consejo, lo probaré. Slds

      Eliminar

Me encanta recibir vuestros comentarios, hacen que este blog cobre sentido. Gracias x dedicarme un pedacito de vuestro tiempo.